Amigables con tu cuerpo y el planeta

¿Sabías que las principales causas de muerte a nivel mundial están relacionadas con el sistema circulatorio? Según la OMS (2018), la cardiopatía isquémica y el accidente cerebrovascular han sido las principales causas de mortalidad durante los últimos 15 años. Por eso, es importante que conozcas más sobre la prevención de enfermedades cardiovasculares.


Y es que no se trata de entrar en pánico, sino de hacer todo lo que está al alcance de la mano para mejorar tu bienestar físico. ¿Quieres conocer cómo puedes proteger tu corazón? Entonces, ¡sigue leyendo!


Prevención de enfermedades cardiovasculares

¿Qué son las enfermedades cardiovasculares?

Antes de entrar en el tema de la prevención de enfermedades cardiovasculares es necesario explicar qué son. En términos sencillos, abarca problemas con el corazón y los vasos sanguíneos, principalmente debido a la ateroesclerosis, que es la acumulación de colesterol en las paredes de las arterias (MedlinePlus, 2020).

Al respecto, existen algunos factores de riesgo que pueden incrementar la posibilidad de contraerlas como (OMS, s.f.):

  • Fumar
  • Padecer obesidad y sobrepeso.
  • El sedentarismo.
  • La edad. Los hombres mayores de 45 años y las mujeres de 55 o más tienen mayor riesgo (MedlinePlus, f.).
  • Antecedentes familiares (MedlinePlus, s.f.).

Sin embargo, hay muchas acciones que puedes tomar para favorecer la prevención de enfermedades cardiovasculares. De hecho, la Organización Mundial de la Salud (s.f.) sostiene que existen dos buenos hábitos fundamentales en la disminución del riesgo: la dieta y la actividad física. ¡Vamos a conocer a detalle qué puedes hacer en el día a día para prevenirlas!

—–

7 hábitos saludables para la prevención de enfermedades cardiovasculares

Existen algunos cuidados del cuerpo básicos que pueden ayudar a la prevención de enfermedades cardiovasculares. A continuación, te explicaremos algunos de estos hábitos que pueden contribuir con la salud y bienestar de tu corazón (MedlinePlus, s.f.):

  1. Aliméntate con una dieta saludable. Come frutas, verduras y granos. Además, reduce el consumo de grasas saturadas y de alimentos ricos en sodio y azúcares agregados.
  2. Haz ejercicio regularmente. Al menos 30 minutos diarios de actividad física ayudan a mantener la buena salud del sistema cardiovascular (OMS, 2015).
  3. Evita fumar, ya que esto eleva la presión arterial. Y si ya lo haces, intenta dejar de hacerlo para disminuir el riesgo de contraer una enfermedad cardiovascular.
  4. Controla el estrés porque puede aumentar la presión arterial y, además, puede ser el desencadenante de un ataque al corazón.
  5. Duerme bien. Si no descansas adecuadamente, aumentas el riesgo de hipertensión, obesidad y diabetes.
  6. Limita el alcohol porque podría aumentar tu presión arterial. Los hombres no deben consumir más de dos bebidas alcohólicas al día y las mujeres no deben tomar más de una.
  7. Realízate chequeos médicos periódicos: debes controlar tu presión arterial y niveles de colesterol y triglicéridos.

Como ves, los cambios de hábitos que proponemos son sencillos y el beneficio que te traerán podría ser mucho. ¡Impleméntalos en tu vida y contribuye a la prevención de enfermedades cardiovasculares!


 

 

BIBLIOGRAFÍA.

MedlinePlus. (27 de enero de 2020). Qué es la enfermedad cardiovascular. Recuperado de https://medlineplus.gov/spanish/ency/patientinstructions/000759

MedlinePlus. (s.f.). Cómo prevenir las enfermedades del corazón. Recuperado de https://medlineplus.gov/spanish/howtopreventheartdisease.html

OMS. (24 de mayo de 2018). Las 10 principales causas de defunción. Recuperado de https://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/the-top-10-causes-of-death

OMS. (s.f.). Enfermedades cardiovasculares. Recuperado de https://www.who.int/cardiovascular_diseases/es/

OMS. (Septiembre de 2015). ¿Qué puedo hacer para evitar un infarto de miocardio o un accidente vascular cerebral? Recuperado de https://www.who.int/features/qa/27/es/